desplegar menu MiCasa
Buscador
mostrar/ocultar

Madrid, España

Un tesoro urbano: Un ático en el centro de la ciudad

La reforma de este piso reveló fantásticas sorpresas: una terraza con encanto, un techo de vigas vistas y una zona con el tejado abuhardillado. Y todo ¡en pleno centro de Madrid!

Realización: Pilar Perea. Texto: Susana González. Fotos: Patricia Gallego. Plano: Hearst Infografía 19/04/2017
Imprimir
Pantalla completa
Twitter
Facebook
Pinterest



Cuando un tesoro escondido tarda en salir a la luz, su descubrimiento resulta aún más gratificante. Eso es lo que ocurrió en este ático. En principio, su gran valor residía en la ubicación, en pleno centro de Madrid. Pero una vez que el estudio de arquitectura Espacio Acorde se encargó de la reforma, las sorpresas se sucedieron. La terraza original se había cubierto veinte años atrás, de manera que las habitaciones anexas a ella se convirtieron en espacios tristes, sin luz natural ni ventilación. En el momento en el que las paredes y el techo de la terraza se derribaron, la casa reveló su enorme potencial decorativo. Las habitaciones, antes oscuras y asfixiantes, se convirtieron en un espacio diáfano compuesto por el salón, el comedor y la cocina. Ahora, la luz circula libremente a través de cada uno de estos ambientes, y la posibilidad de abrir los ventanales para facilitar la entrada de aire fresco, los vivifica.

Los arquitectos Santiago Arranz y Miguel de la Rocha decidieron reproducir en este espacio diáfano el mismo ritmo de huecos que tenía la fachada. De hecho, utilizaron ladrillo visto en el interior, un guiño al material empleado habitualmente hacia la calle, y mantuvieron los mismos vanos que tenía el edificio, pero con puertas acristaladas desde las que se accede a la terraza. Para garantizar la eficiencia energética en un espacio tan abierto al exterior, se recurririó a puertas de aluminio lacadas y con venecianas de lamas regulables que, cuando se cierran, mantienen una estanqueidad óptima.

Otra de las gratas sorpresas que escondía la casa se descubrió al retirar el falso techo. Detrás de él, surgió un impresionante entramado de vigas de madera que, además de estético, elevó notablemente la altura de los techos. El estado de abandono al que el paso del tiempo las había sometido, obligó a tratar las vigas y a reforzarlas en ciertas zonas para garantizar la seguridad estructural, pero el trabajo, sin duda, mereció la pena.

La elección de nuevos materiales fue otro de los grandes logros de la reforma. Los dueños del ático querían una vivienda de estilo industrial, y el estudio Espacio Acorde buscó aquellos que reflejaran un aire factory, pero sin necesidad de grandes desembolsos.

LOS MATERIALES DE LA COCINA

El suelo y el zócalo de la barra de desayunos se realizó en Viroc, un material formado por madera y cemento que habitualmente se utiliza en el exterior. Sin embargo, en este caso se recurrió a él para potenciar el aire industrial de la vivienda, acorde con su distribución tipo loft.

En el frente de cocción se instaló pizarra. Su acabado negro —a tono con el de la encimera— resalta los muebles inmaculados y delimita visualmente el espacio de la cocina. Además, la pizarra armoniza bien con los electrodomésticos y el zócalo, todos ellos de acero inoxidable.




Comentarios

Publicidad


Ver más articulos