desplegar menu MiCasa
Buscador
mostrar/ocultar

Trucos de cocina

Aviso a foodies y cocinillas: 5 motivos por los que ver 'Nailed it' en Netflix

El talent show sobre fracasos en repostería es (posiblemente) el mejor programa que tiene Netflix ahora mismo.

Fran Muñoz IG: franyerga 13/03/2018
Imprimir

Programa Nailed it en Netflix

Dicen que la intención es lo que cuenta y Nailed it, el programa que Netflix acaba de estrenar, quiere premiar justamente eso, la intención. Porque destreza, poca tienen sus concursantes. En cada episodio, este talent show (en las antípodas de Master chef) reta a tres reposteros aficionados con poca (o nula) maña en la cocina a recrear los postres perfectos que solemos ver en Pinterest: desde una tarta de boda con delicadas flores de azúcar a pop cakes inspirados en el amor, pasando por los donuts-pirata o un pastel con forma de castillo (con princesa incluida). El ganador es el que mejor (o menos mal) lo haga, valorando tanto la técnica como el sabor y gana 10.000 dólares que le lanzan con una pistola de billetes. Si con esta descripción no te has lanzado a Netflix a verlo, te damos otros 5 motivos por los que merece la pena ver este programa:

1. Porque de los errores se aprende

En este caso, de los errores de otros. En el programa descubrimos por qué es tan importante respetar las medidas de las recetas, precalentar el horno, no llenar demasiado los moldes o dejar que el bizcocho se enfríe antes de decorarlo. Los expertos nos explican paso por paso cómo debe hacerse el dulce en cuestión y con los concursantes descubrimos, en la práctica, las consecuencias de no hacerlo de esta manera.

 

2. Por su presentadora

La encargada de dirigir el programa es la guionista y actriz Nicole Byer, acompañada por el chocolatero francés Jacques Torres. Sus comentarios son tan incisivos como hilarantes y muestra cómo puede hacerse una crítica desde la empatía máxima. Además, el concursante al que peor le haya ido en la primera ronda tiene la posibilidad de activa el Botón Nicole para que durante unos minutos la presentadora distraiga a sus oponentes.

presentadora-netflix-nailed-it

Nicole Byer y Jacques Torres en la mesa del jurado

3. Por los pasteleros invitados

En cada programa invitan a un pastelero reputado y, no solo conocemos su trayectoria y su obra, si no que también les vemos en acción cuando echan una mano a los concursantes o dan su opinión sobre sus creaciones. Merece una mención especial el miembro del jurado invitado en el primer programa, Sylvia Weinstock, la reina de las tartas de boda y una de las personas más adorables del planeta. Esta institución de los dulces, que roza los 90 años, tiene en su cartera de clientes a Oprah, el matrimonio Clinton, Martha Stewart o Ralph Lauren y Kim Kardashian la eligió para crear el pastel de su boda.

4. Por el casting de concursantes

Una abuela, un amante de las artes marciales, un policía retirado que asegura que no sigue la receta porque no le gusta que le den órdenes o una pastelera (sí, una pastelera) son algunos de los valientes que se han presentado al concurso. En sus vídeos de presentación ya demuestran que tienen pocas dotes con el rodillo y la manga pastelera, pero en directo consiguen superarse (para mal). En su defensa diremos que hay tartas con una ingeniería debajo del bizcocho imposible de adivinar y que el tiempo que les den es muy justo. Como la propia Nicole dice en una ocasión, lo mejor llega cuando el tiempo se empieza a terminar y los concursantes tiran de imaginación para poder concluir su obra.

tarta fail en nailed it netflix

Una tentativa de reproducir una tarta-jacuzzi de aminales

5. Porque las comparaciones (cuando nos favorecen) no son tan odiosas

¿Sabes aquellos pingüinos hechos con fruta que viste en Pinterest e intentaste reproducir en casa? ¿Te acuerdas de lo decepcionante que fue ver el resultado y compararlo con la foto original? Después de ver lo que hacen los concursantes de Nailed It te parecerán una obra de arte y te animarás a probar cosas nuevas.



Tags: Novedades, postres y tv.
Ver más articulos